domingo, 4 de diciembre de 2016

El Grupo Municipal Socialista de #TresCantos define el presupuesto 2017 del PP como continuista, y como moneda de cambio del acuerdo de gobernabilidad con Cs



El presupuesto de 2017 aprobado por PP y Cs mantiene el modelo actual. Es un claro guiño del gobierno local del PP a su socio de gobernabilidad, Ciudadanos, recogiendo sus propuestas por valor de más de 230.000 euros, sin que el gasto total presupuestado haya aumentado 

Tres Cantos,  1 de diciembre  de 2016.- El presupuesto es el instrumento que traza la gestión de un gobierno en base a una voluntad política de actuación, marcada en esta ocasión por un compromiso político de estabilidad del gobierno.
         Un presupuesto que mantiene el mismo gasto presupuestado en 2016, 44,6 millones, si bien intercambia el gasto en inversión en detrimento del gasto en bienes y servicios. Una inversión que finalmente habrá que confrontar en la liquidación de 2016 si son nuevas inversiones, o en gran medida repetición de las inversiones previstas para el  año actual que no se hayan realizado.  
         Un presupuesto que indica claramente cuál es la concepción de PP y Cs sobre los presupuestos participativos, ya que los vincula exclusivamente a la opción que tendrán los vecinos para proponer que sector de la ciudad se remodela primero. Al mismo tiempo, y pese a que el gobierno insistió cuando realizó en junio de este año la encuesta telemática, a modo de presupuesto participativo, que utilizaría las propuestas de los vecinos para realizar las próximas inversiones la realidad es que las infraestructuras que ha presentado en este presupuesto no estaban incluidas en las principales demandas vecinales.
         Un presupuesto que según el gobierno su grueso se destina a las políticas de las personas, Juventud, Educación, Servicios Sociales, Familia, Infancia, y sin embargo la realidad indica que estas áreas sólo alcanzan el 15% del presupuesto, 7,1 millones. Además, áreas como cultura, cooperación e inmigración y deportes, disminuyen. En el caso de desarrollo local e innovación, incluido empleo, sube 30.000 euros si bien 20.000 se incrementa en gastos de personal y 10.000 en un nuevo proyecto “espíritu emprendedor” a propuesta de Cs, también se incluye la creación de un centro empresarial, 30.000 euros, que es el mismo que se presentó en 2016.
         Un presupuesto que inicia nuevamente el proceso de externalización de servicios para la elaboración de pliegos, ordenanzas, documentos técnicos, etc., a propuesta de Cs, a pesar que el PP en los últimos años había acabado con esa práctica.
         En el lado de los ingresos, es la parte positiva del presupuesto, se adapta a la realidad económica del municipio y se mantiene la misma fiscalidad.  Abandonando la dirección que siguió el PP con incremento de impuestos e ingresos irreales y desmedidos que abocaron a una deuda para el pago a proveedores que todavía está pendiente de amortizar.
         El Grupo Municipal Socialista ha presentado una serie de propuestas al presupuesto de 2017. Propuestas generalistas como mejoras en instalaciones de la Casa de la Cultura y el Polideportivo de la Luz, actuaciones para la mejora de la accesibilidad en la ciudad incluida en los parques infantiles, vestuario de frontenis, incremento de subvenciones deportivas y de ayudas de emergencia, fondo de cumplimiento de sentencias, recuperación de la UNED, etc. Otras propuestas concretas basadas en proyectos ya presentados por los socialistas que han sido aprobados en comisiones o en mociones pero no se han ejecutado, como: lectura fácil en edificios municipales, estudio de movilidad y seguridad vial, agenda local 21, ciudades amigables de mayores y de la infancia, ambulancia, archivo municipal, impulso de las Vaquerizas. Y en cuanto a infraestructura, el auditorio municipal en la zona del parque, que fue la segunda propuesta más votada en la encuesta telemática de junio. Ninguna de las propuestas presentadas por el Grupo Socialista se han recogido en el presupuesto de 2017, como también ha ocurrido con las ordenanzas fiscales.
         “El presupuesto de 2017 se adapta a la situación económica de la ciudad, pero no hace una apuesta real por la política dirigida a las personas como dice el gobierno, y el incremento de las inversiones en gran medida son para ejecutar lo que estaba previsto para 2016. Además, las nuevas infraestructuras que se incluyen en el presupuesto no son las solicitadas por los vecinos, como dijo el gobierno que haría, sino las que han decidido PP y Cs” afirma Lydia Martínez, portavoz del Grupo Socialista. “Nosotros hicimos bastantes propuestas que no se han tenido en cuenta, que estamos convencidos que son beneficiosas y muchas de ellas que nos han ido trasladando los vecinos. También son proyectos que hemos ido presentando, que se han ido aprobando y que están pendientes, pero parece que el gobierno no está dispuesto a ejecutarlos aunque sean compromisos adquiridos en ámbitos institucionales”.

         “Nuestro voto ha sido no, es un presupuesto continuista y oportunista. Un presupuesto donde no se ha valorado el beneficio para los vecinos y la ciudad, sino que ha prevalecido la estabilidad del gobierno aunque para eso se han dejado a un lado otras muchas cosas” mantiene Lydia Martínez. “Los compromisos de gobernabilidad se pagan y los compromisos institucionales se cumplen depende de quién los propone, nosotros no tenemos de los primeros y de los segundos según parece no somos proponentes válidos. Creíamos que Cs era el gobierno en la sombra, la realidad es que el gobierno del PP está a la sombra de Cs”.

No hay comentarios:

Publicar un comentario